Así fue el matrimonio de Juan Guillermo Cuadrado en Barranquilla

Mar 30 2016 11:33 pm 0
Compartir esta noticia

cuadrado matrimonio

La ceremonia privada que Juan Guillermo Cuadrado y Diana Melissa Botero planearon desde el 16 marzo de este año para jurarse sus votos en la Notaría Séptima de Barranquilla, no pudo hacerse como estaba planeada, porque fue tanta la gente que llegó al sitio que el notario Rafael María Gutiérrez Martínez tuvo que ir hasta el hotel donde estaban hospedados para celebrar el matrimonio civil.

Todo iba bien. Porque sólo el personal de la Notaría Séptima sabía del matrimonio que allí se iba a celebrar en las horas de la mañana y algunos de las empleados hasta compraron camisetas para que el jugador de la Selección Colombia se las autografiara. Con lo que no contaban ellos era que el edicto, que estaba colocado en la pared, iba ser leído por una persona o varias personas que a diario o esporádicamente llegan a hacer sus diligencias y que iba a divulgar la noticia y entonces lo que parecía un secreto se extendió por la ciudad hasta que llegó a los medios de comunicación.

Desde las 8:45 a.m., los medios de comunicación locales empezaron a tratar de confirmar la veracidad de la información que se había filtrado. Fue entonces cuando periodistas, seguidores y demás personas se aglomeraron en las instalaciones de la notaría, ubicada en la calle 53 centre las carreras 44 y 45, diagonal a la Catedral Metropolitana María Reina.

Las personas que pasaban por el sitio y preguntaban qué pasaba, se quedaban esperando estar presente en el matrimonio del jugador de Juventus.

En vista de la insistencia de los periodistas, Rafael María Gutiérrez Rodríguez, notario encargado de oficiar el matrimonio, confirmó y aseguró que la ceremonia se había acordado desde el 16 de marzo y que, además, Juan Guillermo había sido enfático en que quería contraer nupcias de forma discreta y privada, algo que no pudo ser posible por todo el revuelo que se produjo.

“Yo estaba muy feliz de que un futbolista, que es tan querido por nosotros, quisiera acudir a la notaria para casarse, aunque para nosotros sea una costumbre muy veterana atender ese tipo de necesidades de la población de Barranquilla”, manifestó Gutiérrez Rodríguez.

Y con la esperanza de que todo terminara como se planeó dijo a los medios: “nosotros estamos a la espera de que ellos vengan a casarse, todo está preparado, a menos que ellos decidan no hacerlo”.

Durante el transcurso de la mañana las personas esperaron pacientemente la llegada de Cuadrado junto a la que sería su esposa, pero ni Juan Guillermo ni Diana Melissa jamás aparecieron. En su reemplazo asistió el manager del jugador de la Juventus.

El notario logró convencer al manager del jugador y entonces se llegó a la concertación de que la ceremonia debía realizarse en las instalaciones del Hotel Hilton Garden Inn, lugar donde se habían hospedado todos los miembros de la Tricolor, que el martes había enfrentado a Ecuador en el estadio Roberto Meléndez con un rotundo triunfo de 3 goles por 1.

Rafael María Gutiérrez Rodríguez hizo presencia a eso de las 11:30 de la mañana y no dio ninguna declaración a los medios de comunicación. El notario fue el único que pudo ingresar al hotel rompiendo con el hermetismo que se había creado para ‘distraer’ a los curiosos. Mientras tanto, por fuera de las instalaciones, los periodistas esperaban el momento en el que se confirmara el matrimonio, que ya no era tan privado, del nacido en Necoclí, Antioquia.

La ceremonia

A eso de las 12:00 del mediodía se realizó el tan esperado evento, que no duró más de quince minutos. No se conocieron detalles del mismo debido a que el jugador se reservó las declaraciones ya que su matrimonio no resultó como lo planeó inicialmente. No obstante, el alcalde de Barranquilla, Alejandro Char, tuvo la oportunidad de felicitarlo personalmente y también de hablar con el profesor José Néstor Pékerman, quien era uno de los padrinos de la boda.

Compartir esta noticia