Neymar inicia tratamiento especial de recuperación para llegar al Mundial

Mar 1 2018 05:41 pm 0
Compartir esta noticia

El astro del PSG Neymar llegó a Brasil este jueves para operarse del pie derecho el sábado, cuando iniciará un período de recuperación que podría extenderse tres meses, hasta quince días antes del Mundial de Rusia.

El atacante, de 26 años, aterrizó en Rio de Janeiro en un avión de Air France procedente de París junto al médico de la Seleçao Rodrigo Lasmar, quien debe intervenirle, e inmediatamente abordó un jet privado hacia un destino desconocido, dijo el vocero de la ‘canarinha’, Vinicius Rodrigues.

Desde allí viajó a la residencia que tiene en Mangaratiba, una zona costera con numerosas villas de lujo a unos cien kilómetros de Rio, informó GloboEsporte.

Será el viernes cuando el delantero se desplace a Belo Horizonte (sudeste), donde el doctor de la Seleçao le operará el sábado por la mañana. Su llegada al hospital, que prepara un ala exclusiva para él, podría ser en helicóptero, apunta la prensa local.

Al comienzo de la semana, el PSG informó de que su estrella sufría una “fisura en el quinto metatarsiano”, pero el doctor Lasmar aseguró que la situación era más delicada de lo previsto.

“No es una simple fisura del dedito del pie, es una fractura de un hueso importante (el quinto metatarso) en mitad del pie (…) El periodo (de recuperación) será alrededor de dos meses y medio y tres meses”, dijo el médico a los periodistas desde el aeropuerto de Rio.

Un tiempo que excedería con creces el plazo de “seis a ocho semanas” que había avanzado el martes el padre del jugador, cuando la intervención quirúrgica aún estaba en el aire.

Y la nueva estimación vuelve a cambiarlo todo: en el mejor de los casos, Neymar estaría recuperado a mitad de mayo, con la temporada del PSG languideciendo, y a solo un mes, o en la peor hipótesis quince días, del Mundial de Rusia.  Brasil debutará el 17 de junio ante Suiza en Rostov del Don.

“Nuestra preocupación es la salud del jugador en primer lugar. Nuestro desafío es que se recupere bien y esté disponible para su club y para la selección cuanto antes”, aseguró Lasmar.

Con la responsabilidad de operar el pie más cotizado del fútbol actual, el doctor quiso disipar los rumores de divergencias con el club francés, que el pasado agosto pagó 222 millones de euros al FC Barcelona por Neymar, convirtiéndolo en el fichaje más caro de la historia.

“La relación entre la selección brasileña y el PSG siempre fue muy buena. Tenemos un contacto muy grande. Desde el primer momento compartimos las informaciones (…) No hubo ninguna duda sobre el tratamiento, la decisión fue unánime por la cirugía”, añadió.

Optimistas sobre su estrella al comienzo de la semana, el nuevo diagnóstico disparó la incertidumbre entre los brasileños, que hace tiempo que depositaron en Rusia sus esperanzas de vengar la humillación de la última Copa en casa.

“Creo que, desde el punto de vista de su performance, es una gran incógnita el nivel con que (Neymar) llegará a la Copa. Preferiría que estuviese entero, porque vive un momento sublime”, afirmó el veterano comentarista de TV Sport Luis Roberto.

Los nervios también se sentían en las calles de Rio.

“Neymar es un gran futbolista, joven, que se marchó a jugar fuera. Es nuestro orgullo. Hoy está lesionado y todo el mundo está triste”, contó César Muniz, un abogado de 52 años, a AFPTV.

“Mucha gente tiene miedo de que no pueda participar en el Mundial. Pero creo que no pasará. Se recuperará a tiempo. Es eso lo que más preocupa a los brasileños”, afirmó de su parte Gabriel Tavares Barreto, un kiosquero de 21 años.

Esta madrugada, los pasajeros del vuelo de Air France se sorprendieron gratamente al ver al jugador a bordo y algunos le tomaron fotos, en las que Neymar aparece sonriendo bajo un par de lentes oscuros y una gorra.

El miércoles por la tarde, el jugador había publicado en su cuenta de Instagram una frase popularizada por la estrella de baloncesto Michael Jordan: “Los obstáculos no deben impedirte. Si encuentras una pared, no desistas. Descubre cómo escalarla”.

Las palabras de inspiración subtitulaban una foto del momento en que quedó tendido en el campo sufriendo el dolor de la lesión, durante el partido del club parisino contra el Olympique de Marseille (3-0) el pasado domingo.

El incidente deja fuera al astro del decisivo encuentro con el Real Madrid por la revancha de los octavos de final de la Champions League, donde el PSG debe remontar el 3-1 de la ida si no quiere caer prematuramente de una competición que se ha convertido en una obsesión para los parisinos.

Compartir esta noticia