Universidad de la Costa donó 100 sillas a colegio Técnico Agropecuario de Campeche

Mar 11 2019 12:48 pm 0
Compartir esta noticia

Los estudiantes de la institución educativa recibieron con alegría la contribución realizada por la Universidad de la Costa, para mejorar sus condiciones de estudio. Gina Pérez, directora de Prebienestar, hizo entrega al rector de la institución, Hernando Pardo de 100 sillas pupitre.

 

Como una contribución a la calidad educativa en el Atlántico, la Universidad de la Costa realizó una importante donación a la Institución Educativa Técnico Agropecuaria de Campeche, al entregar 100 sillas pupitre que mejorarán las condiciones de estudio de centenares de jóvenes de este corregimiento del municipio de Baranoa.

La dotación mobiliaria fue motivada por una protesta pacífica que hicieran semanas atrás los estudiantes de décimo grado, quienes manifestaban que muchos alumnos de la institución recibían clases sentados en el piso. Esto debido al deterioro de las sillas disponibles.

Durante la entrega por parte de la Universidad de la Costa, se evidenciaron rostros y palabras de agradecimiento en los jóvenes que desde hoy se beneficiarán con este donativo, para el mejoramiento de sus actividades escolares.

Para la joven María Camila Rua, contralora estudiantil 2018, quien cursa décimo grado y ha pasado la mayor parte de su vida en el colegio, “es una felicidad, pues hacía tiempo no estrenábamos sillas, no teníamos dónde sentarnos digna y cómodamente. Ahora podemos estudiar y dar mejores calificaciones, no tendremos que sentarnos dos en una misma silla o escribir en el suelo. Gracias a la Universidad de la Costa, no tenemos palabras para agradecer esto”.

Como ella, Johjan Pinzón, estudiante de grado 11 y quien sueña con ser veterinario, considera que “esto es un paso importante para nosotros, pues si tenemos las condiciones necesarias podemos rendir mejor, tener una mejor calidad y le ponemos más empeño para desarrollar lo que nos exigen en la institución”.

La entrega del mobiliario estuvo a cargo de Gina Pérez, directora de Prebienestar Unicosta, quien destacó que se trata de un trabajo cooperativo que ha querido impulsar la universidad en apoyo a estos jóvenes que sueñan con culminar su bachillerato para convertirse en profesionales. “Son jóvenes visionarios que anhelan ingresar a la educación superior y poder aportar con sus talentos a nuestro departamento”, sostuvo.

Hernando Pardo Vásquez, rector de la institución, recibió con agrado la contribución de Unicosta: “Mis agradecimientos a todo el cuerpo directivo de la Universidad de la Costa. Sentimos satisfacción por este hecho significativo que viene a llenar una necesidad. Es muy oportuna la llegada de estos pupitres porque representa una alianza con la cual podremos lograr muchas cosas”, expresó.

La Institución Educativa Técnico Agropecuaria de Campeche posee 4 sedes educativas, según informó Judith Hoyos, coordinadora académica de la institución. En la sede que recibió la dotación de las sillas pupitre, se forman 467 jóvenes que cursan desde el grado sexto hasta el once.

Alumnos agradecen y sueñan

La estudiante de grado 11, Auremi Chirinos, quien planea estudiar Psicología al culminar el bachillerato, no pudo ocultar su emoción frente al donativo de Unicosta: “Esto nos motiva a venir a clases. Algunos estudiantes no venían por la situación en la que estábamos. Hubo un paro por eso, pero esto nos ayuda a seguirnos desarrollando como institución”, afirma.

Juan Manuel Tolosa es estudiante de grado 10 y cursa estudios en la institución desde hace 4 años. Para él la entrega de sillas nuevas a su colegio “mejora las condiciones que tenemos, porque antes nos tocaba sentarnos en el piso para escribir. Muchos no tomaban apuntes y por eso no le prestaban atención al profesor”, puntualiza.

Además de agradecer la contribución realizada por la Universidad de la Costa, los estudiantes hicieron un llamado sobre otras necesidades importantes que tiene la institución como la remodelación o construcción de los baños, debido a las condiciones inadecuadas de los mismos.

Así mismo destacaron que requieren la adecuación de la cancha deportiva y del terreno donde reciben sus clases de Agropecuaria, y la dotación del laboratorio de química. “No tenemos todos los implementos y sólo vemos teoría, no hacemos las prácticas que debemos hacer para aprender lo que debemos”, afirmó Johjan Pinzón.

Compartir esta noticia