Asesinan a arquitecto barranquillero en Venezuela para robarle unos alimentos

May 22 2017 12:51 am 0

Las autoridades de Venezuela encontraron el cuerpo del arquitecto barranquillero, Santos Guzmán Niño, de 68 años de edad, en una casa abandonada a las afueras de Caracas,, en un sector turístico conocido como Bello Mediterráneo, en el estado Vargas.

Guzmán había muerto el sábado 14 de mayo, pero su cuerpo fue hallado el pasado viernes 19 de mayo, dentro de un tanque con agua.

Jorge Velasco Guzmán, sobrino de la víctima, explicó a Primero Noticias como sucedió el crimen: “mi tío hacía parte de la Junta de Acción Comunal en Bello Mediterráneo, él almacenaba alimentos en su casa y luego los repartía a la comunidad, unos tipos que celaban la zona, que lo conocían a él y que sabían todo lo que él tenía guardado en alimentos, lo mataron para robarle los mercados y unos equipos tecnológicos, el cuerpo lo encontraron en la caneca llena de agua como a 100 metros de donde él vivía, estaba en una casa abandonada”.

Dice que una vez la Policía encontró el cuerpo sin vida de su tío, iniciaron una investigación e interrogaron a todos los vecinos de la víctima y así dieron con los responsables. “Uno de los tipos negaba que él tuviera algo que ver con la muerte de mi tío, pero se había quedado con el celular de él, la Policía comenzó a rastrear el celular y encontraron que el tipo lo tenía, enseguida confesó el crimen, dijo el día que lo habían matado y manifestó quién más había participado”, añadió Jorge Velasco, sobrino del barranquillero asesinado.

Guzmán vivía en Venezuela hacía 40 años y se dedicaba a la distribución de alimentos en lugares aledaños a su residencia, localizada en la localidad de Kalemar, a 30 kilómetros de distancia de Caracas.

Las autoridades realizan investigaciones acerca de la muerte del colombiano e informaron que entre las pruebas que recolectaron se encontró el carro de Santos, quemado a 100 metros del lugar donde murió. El cuerpo del hombre permanece en Medicina Legal a la espera del resultado de la necropsia, para determinar las causas de la muerte.

De acuerdo con las declaraciones de los hombres capturados, existe un tercer responsable de la muerte del barranquillero, al que autoridades buscan.