Intercarmbian bebés en hospital del Atlántico y sus padres lo descubren 4 años después

Sep 17 2020 12:48 pm 0

Preocupado porque la apariencia de su hija no correspondía a sus rasgos físicos, un padre de familia interrogó a su compañera sentimental si le había sido infiel, a lo que ésta le respondió de manera negativa. Las preguntas de por qué la menor no se parecía a él, siguieron rondando su cabeza hasta el punto que decidió practicarle una prueba de ADN.

El resultado del examen confirmó su sospecha. La niña que desde hace cuatro años criaba no era biológicamente la suya. Confundido le reclamó a su pareja, quien insistió en que nunca le había sido infiel, por lo que la madre decidió someterse a una prueba de ADN. El resultado fue el mismo: “incompatible”.

De inmediato los padres pensaron en que algo pudo haber ocurrido en el Hospital Niño Jesús el 21 de marzo del 2016 en el momento del parto. Por medio de un derecho de petición obtuvieron la información de los nacimientos registrados ese día en el centro asistencial: dos bebés masculinos y dos femeninos.

El padre, quien reside en un municipio del Atlántico, con el apoyo de un investigador buscaron por cielo, mar y tierra cualquier pista que les condujeran a dar con el paradero de la otra menor, y fue digitando el nombre de la otra madre a través de Facebook, que dio con la que sería su hija biológica en una población del Cesar.

Contó con la fortuna de que la mujer, seguramente extrañada por aquél hombre que a través de esa red social le advertía que la niña a la que crió no podría ser biológicamente la suya, accedió a practicarse una prueba de ADN, la cual confirmó que las menores habían sido intercambiadas en el centro asistencial.

El abogado Jairo González, miembro de la firma De La Espriella Lawyers, a quien le asignaron el caso, señaló que el error posiblemente ocurrió por una de las enfermeras al momento de registrar a qué madre correspondía cada bebé.

“Afortunadamente el padre ha podido conocer a su hija biológica, se convirtió en ejemplo porque ha respondido por los gastos de ambas niñas. Mantiene contacto directo con su hija biológica quien reside en el Cesar”, señaló.

Agregó que “en esta historia hay un hijo que se ha privado del disfrute de un padre biológico y viceversa; este padre es un ejemplo de protección de los derechos de los menores”, señaló el profesional del Derecho.

El jurista explicó que se interpondrá una demanda administrativa en contra del Hospital para buscar la responsabilidad del centro asistencial estatal por los daños morales y psicológicos causados.

“En este momento estamos agotando la etapa de procedibilidad que corresponde a la audiencia de conciliación en la Procuraduría para que la ESE, si considera prudente, concilie o de lo contrario podremos acudir a un juez administrativo para que reconozca el monto compensatorio por los daños causados”, señaló.

A través de WhatsApp, la gerente del centro asistencial, Leonor Pérez, aseguró que desconocían el caso por lo que toda la mañana de este jueves 17 de septiembre han estado reunidos con el equipo jurídico estudiando el caso.